Monthly Archives: noviembre 2008

Si eres legal… di una barbaridad

Compártelo si te gusta:

No sé si conocéis la última campaña del gobierno en contra del P2P. Si no la conocéis, no os perdéis nada. Pero quedaos con este testimonio. Jamás había leído más barbaridades en un mismo mensaje:

La piratería me afecta indirectamente, puesto que el hecho de que se pirateen discos de música corta las oportunidades y complica lo promoción de nuevos grupos,en mi caso,un familiar,lleva mas de 25 años intentando dar a conocer sus canciones,pudo tener oportunidad pero a causa de la piratería,la discografica quebró.Esto es a pequeña escala,pero trae terribles consecuencias,si no se compran CDs, DVDs, etc originales llegara un momento en el que no se podrán costear películas, música, etc…y se acabará con la cultura y el arte de este sector.

No sé ni por dónde pillarlo. A ver, en principio si tu familiar lleva 25 años intentando ser cantante sin conseguirlo es que es UNA PUTA MIERDA de cantante. Así con todas las letras. Hay cientos de grupos que se han dado a conocer con muchos menos recursos y no han tardado ni siquiera unos meses.

Segundo, si en 25 años tu familiar no ha conseguido darse a conocer es que tiene una cabeza muy dura y ni si quiera es capaz de pensar en alternativas. No todo son discográficas… y no todo el poder las tienen ellas.

Tercero, si tu familiar hubiera pensado en el P2P y en el copyleft, quizá haría varios años que ya sería conocido. No te digo desde el principio, porque el concepto de P2P y el mismísimo copyleft son relativamente recientes, pero sí te digo que hace años que existen estas dos maneras de divulgar tus discos.

A tu familiar no le perjudica el P2P. A tu familiar le perjudica su falta de ideas, y probablemente que es un pésimo cantante o compositor. Si tu familiar creara una página y ofreciera gratis sus discos, te aseguro que llegaría un momento en que las discográficas  se lo rifarían. Todo ello siempre que sea bueno, claro; si no lo es, no puedes culpar al P2P, porque él no tiene la culpa de que tu familiar sea un manta.

En serio que no sé cómo se puede decir semejante barbaridad y quedarse tan ancho. No entiendo cómo esa persona puede creerse lo que está diciendo. En serio, es tan rematadamente absurdo y carente de sentido que da risa leerlo.

Artistas malos

Para los señores artistas que están en contra del P2P, os digo algo parafraseando a Teddy Bautista: “De Internet se descarga y punto, y al que no le guste que se aguante”.

Si no sabéis convivir con una ley que ha desarrollado vuestro propio gobierno y que nos permite copiar, descargar y difundir una obra (siempre que no sea con ánimo de lucro), es que no estáis preparados para vivir en este país. Os invito a iros a Inglaterra, Francia o Estados Unidos (por poner tres ejemplos), donde los que descargan están perseguidos y, en algunos casos, pueden ir al a cárcel.

A nosotros nos jodió el canon y el señor Bautista nos recordó que lo tenemos que pagar queramos o no. Bueno, pues gracias a vuestro querido mentor y defensor, ahora nosotros decimos lo mismo. Ahora os jodéis, y si yo te pago a ti un canon por copiarme en un CD las fotos de la boda de mi prima, tú te aguantas con las descargas, porque para eso tu querido gobierno nos ha obligado a hacerlo al ponernos un canon donde en algunos casos supone más de un 50% del precio de un producto que a veces ni siquiera usamos para copiar material con copyright. Si no queréis que descarguemos, quitad el canon. Pero, os advierto, que mientras yo siga pagando un cánon, ustedes seguiréis sin ver un puto euro de CD originales.

Así que, o convencéis a vuestro gobierno para que quiten el canon, u os aguantáis y convivís con el P2P. Igual que habéis sido tan valientes para crear el canon, sed valientes para quitarlo, porque os perjudica más que os ayuda.

¿Queréis jugar duro? Vamos a jugar duro. ¿Que se acaba la cultura? Pues oye, mala suerte. Pero sabed que será culpa vuestra y no del P2P, por no haber sabido adaptaros al nuevo modelo de negocio. Y también que la ley sigue de nuestra parte. Mientras el artículo 31 de la ley de Propiedad Intelectual siga diciendo que sin ánimo de lucro, no existe delito, seguiremos pudiendo descargar sin peligro, y, al menos yo, seguiré descargándome sabiendo que la ley está de mi lado.

Repito, por muchas campañas que se hagan, mientras exista ese artículo 31 en la Ley de Propiedad Intelectual, yo seguiré descargando lo que me dé la gana.

¿Os repito la frase de Teddy Bautista sobre el canon? “El canon se paga y punto, y al que no le guste que se aguante”. Pues aplicaos el cuento, porque si nosotros tragamos con eso, vosotros váis a tragar con las descargas. Vaya si váis a tragar. A ver qué ley aguanta más, si el canon o las descargas sin ánimo de lucro.

Lo puedo decir más alto pero no más claro.

AHORA OS JODÉIS.

Artistas buenos

Obviamente, si eres un artista que no ve mal el P2P, sabes que tienes todo mi apoyo y el de todos los internautas que descargamos tus discos de Internet, y que los conciertos no te van a faltar, porque nos encargaremos de que no te falte el dinero que te corresponde por tu trabajo. Es más, desde aquí te doy las gracias por entender que los discos sólo son un escollo para la industria discográfica y cultural en general.

Y si además se me permitiera descargarme el disco en MP3 (sin DRM, por supuesto) directamente desde la página web y supiera que el porcentaje que te mereces fuera para ti, te aseguro que pagaría gustoso el dinero del disco. Repito, siempre y cuando se me garantizara que el porcentaje que te mereces te lo llevas tú, que eres el que lo ha hecho.

Conclusión

Me da mucha pena que la industria tenga que recurrir al Gobierno y que éste tenga que mentir de semejante manera.

Me da mucha pena que la industria tenga muy poca cabeza e imaginación para saber cuál es el siguiente paso que tiene que dar sin recurrir a papá Gobierno para solucionar sus problemas.

Me da mucha pena que se tenga que recurrir a mentiras para hacer creer a la gente que las descargas son ilegales, y aún me da más pena que sea el Gobierno el que haga el trabajo sucio de divulgar esas mentiras.

Me da mucha pena que haya gente lamiéndole el culo al Estado para que piensen por ellos y haya otros pobres divulgando sus discos por Internet de forma gratuita para adaptarse a un modelo de negocio que unos cuantos se empeñan en destruir.

Me da mucha pena que sea el pueblo llano el que tenga que pelearse para hacer cumplir sus leyes, mientras unos pocos se benefician del favoritismo del Estado, creando leyes ilegales a fin de que tengan lo mejor, ignorando al resto del pueblo y perjudicándolo si es necesario.

Y no sigo porque me dan pena tantas cosas, que estaría aquí hasta mañana.

Ya sabéis por qué no he votado a nadie en las elecciones generales, autonómicas o locales, ¿no?

Compártelo si te gusta:

¡Inculto! – El carril de aceleración

Compártelo si te gusta:

Iba a escribir sobre los pasos de peatones, pero lo que me pasó ayer fue el colmo de la incultura, el colmo de lo absurdo. Iba saliendo por una de las incorporaciones de salida de Palmones dirección Algeciras. Estos carriles tienen la característica (por decirlo suave) que son muy cortos y, si a ello le sumamos que la autovía a la que van son muy transitadas, pues tienes un problema gordo.

Bien, iba saliendo y yo soy de los que empieza a mirar incluso antes de llegar al carril, para estar preparado y pensar si me da tiempo a salir o no. Bueno, pues vi que no podía y me paré al principio del carril de aceleración, y esperé para tener un hueco y acelerar para incorporarme a una velocidad prudente. Bueno, pues me llega uno por detrás, se para detrás mío y me pita. Le hice gestos como diciendo que qué pasaba y él haciendo aspavientos dentro de su coche. Total, que salgo y cuando llevamos 500 metros o así, se me pone a la izquierda para adelantarme y se queda allí y empieza a decirme cosas con la ventanilla cerrada. Yo abro la mía y le digo que si no podía salir qué coño quería que hiciera. Y, ¿sabéis lo que me dijo? Que me parara más adelante. Eso ya fue lo que me tocó los huevos.

Vamos a ver. Para este inculto, por si me está leyendo (ojalá), y para todos los demás incultos del mundo que no saben conducir. El carril de aceleración, como su propio nombre indica (y como dice mi amigo F5), sirve para acelerar. Si no vas a acelerar, no puedes entrar en él. A mí me dijeron en la atuescuela (tanto en la teórica como en la práctica), que si te tienes que parar tienes que hacerlo AL PRINCIPIO de ese carril de aceleración. ¿Por qué? Porque si te paras al final, ¿luego cómo aceleras? ¿Dónde coges velocidad para alcanzar los 60 km/h mínimo para incorporarte a la autovía? Porque recordad que no se puede ir a menos de 60 km/h en una autovía.

Además, los vehículos que van por la autovía van a 100 o 120 km/h. Si te incorporas a 30 o 40 km/h… ¿sabes a qué velocidad te puede envestir por detrás en caso de que no tengas sitio suficiente para acelerar? Pues calcula, 120-40=80 km/h. Te darían por detrás a una velocidad de 80 km/h. ¿Y sabes de quién sería la culpa? Tuya, por no hacer una incorporación correcta.

A mí no me ha pasado nunca por suerte, pero tengo amigos que ya han tenido un susto porque más de uno se les ha colado a esa velocidad y han tenido que ponerse a 40 en la autovía, con el riesgo que eso conlleva. Y luego vienen los accidentes. Luego vienen los lloros y las pataletas. Luego te encuentras un tío en el arcén, a 100 metros de un carril de aceleración, con un golpe por detrás o por el lado. Y te preguntas, ¿qué habrá pasado? Pues yo te lo digo, que ese tío se ha parado al final del carril, luego no tenía sitio para acelerar y en vez de esperar a que no hubiera nadie para salir, ha intentado salir en un hueco, no le ha dado tiempo a coger velocidad y el que venía le ha dado un topetazo impresionante.

¿Y sabéis lo más irónico? Que cuando estaba aprendiendo a conducir, las incorporaciones eran lo que más miedo me daban, porque eran muy difíciles, pero mi profesor de autoescuela era un máquina y me dio unos consejos muy buenos. Eso, más los consejos de mi amigo F5, que me ayudó a entenderlas aún mejor si cabe. Además, me iba fijando cómo lo hacía él cuando íbamos en su coche y me acostumbré tanto que ahora ni lo pienso. Ahora llego a una incorporación y sé que lo primero que tengo que hacer es mirar, incluso antes de llegar al carril de aceleración, para tener más tiempo de reacción. Cuando llegue al carril y vea cómo está el panorama en la vía en la que me voy a incorporar, entonces haré las valoraciones oportunas y decidiré en ese momento si puedo salir o no. Y si no puedo salir, tengo que empezar a frenar YA para pararme lo antes posible y dejarme sitio luego para acelerar.

Pero el inculto de ayer eso no lo sabe. Pues allá él y su forma peculiar de salir. Cuando tenga un porrazo por ese motivo y le digan que así no se sale, aprenderá. Pero quizá lo más gracioso sea que aprenderlo le cueste bastante dinero en reparaciones.

Compártelo si te gusta: