Las lecciones de las madres

Compártelo si te gusta:

¿Verdad que las madres enseñan muchas lecciones? Aquí presento las más importantes:

· Ironía: “Tú sigue llorando, verás cómo te doy una razón para que llores de verdad”.
· Odontología: “¡Como me vuelvas a contestar de esa manera te estampo los dientes contra la pared!”
· Biología: “¡Tienes menos cerebro que un mosquito!”
· Lógica: “Mamá, ¿qué hay de comer?”, “¡Comida!”
· Rectitud: “¡Te voy a enderezar de un tortazo!”
· Lenguaje encriptado: “No me, no me… que te, que te…”
· Previsión: “Asegúrate de que llevas la ropa interior limpia, por si tienes un accidente”.
· Ahorro: “¡Guárdate las lágrimas para cuando yo me muera!”
· Ósmosis: “¡Cierra la boca y come!”
· Contorsionismo: “¡Vuélvete, mira la suciedad que tienes en la nuca!”
· A ser precavido: “Que no me entere yo que fuiste tú…”
· Religión: “Reza para que salga esta mancha de la alfombra.”
· Razonamiento: “Porque yo lo digo, por eso… ¡y punto!”
· A apreciar el trabajo bien hecho: “Si os vais a matar, hacedlo fuera, que acabo de terminar de limpiar”
· Fuerza de voluntad: “Te vas a quedar ahí sentado hasta que te lo comas todo”
· El valor del dinero: “¡Y este mes te quedas sin paga!”
· Ventriloquía: “¡Cállate, no me contestes, dime por qué lo hiciste, cállate te digo, habla!”
· A valorar alternativas y tomar decisiones: “¡O lo haces o hago que lo hagas, escoge!”
· A soportar el dolor estoicamente: “¡Nada de me duele! Te dije que te peinaras… ¡ahora te aguantas!”
· Teletransporte: “¡En este mismo instante quiero verte entrando por esa puerta! ¡Cuelgas el teléfono y vienes inmediatamente! ¡Ya estás aquí!, ¿me oyes?”
· Telepatía: “Sé perfectamente lo que estás pensando… ¡y ni lo sueñes!”
· Meteorología: Parece que ha pasado un huracán por tu cuarto.
· Relaciones humanas: Ni se te ocurra decirle a tu tía que no te gustó su regalo. ¡Ahora mismo hablas con ella y le dices que te ha encantado!”
· Y lo que es jerarquía: “¡Porque soy tu madre!”

Y yo añado dos más:

· Localización: “Mamá, ¿dónde está la pelota?”, “En su sitio”
· Valorar el sacrificio: “Si a ti te duele que te pegue, más me duele a mí”

Fuente original: http://unhombresoloenlared.blogspot.com/2007/06/lo-que-aprendemos-gracias-las-madres.html

Compártelo si te gusta:
Enviar a Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *